Cómo Quitar el Vicio del Chupete

chupete
La mayoría de los niños van perdiendo el vicio de usar el chupete o hacerse la pipa con los dos o tres años, pero qué podemos hacer si no le desaparece el vicio pasado este tiempo?

Hay que conseguir que el niño abandone esta costumbre progresivamente sin obligarle o forzarle. Hay que respetar que no todos los niños son iguales, no hay que reñir ni quitárselo de repente, aunque sí hay que empezar a concienciar de que es una costumbre para los más bebes y hacer entender que ellos ya no lo son, que ellos son mayores.

En general los pediatras opinan que, si a los cinco años el niño no ha dejado el chupete, se le debe ayudar a abandonar la costumbre. La opción de hacerlo desaparecer de forma repentina no da buenos resultados puesto que el pequeño se obsesiona por recuperar el precioso objeto perdido. Te damos algunos consejos más efectivos:

- Comentale la opción de guardar el chupete en una cajita y dárselo sólo a la hora de acostarse.

- Sugiérele que se lo regale a su osito o a algún peluche muy querido.

- Concédele una gratificación de mayor a cambio del chupete, como por ejemplo dejarle responder al teléfono.

- Cuando demuestre que sabe prescindir de él, realiza un pequeño ritual para confirmar el abandono: tirarlo en un estanque o regalárselo a alguien.

Si estos consejos no funcionan, los expertos aconsejan mostrarse indiferente cuando el niño chupa el dedo o el chupete, con la esperanza de que lo abandone espontáneamente. Llegará un momento en qué al ver que los niños de su edad no lo hacen, terminará dejándolo.

Te aconsejamos que lleves a tu hijo a efectuar una revisión dental para comprobar que la costumbre del chupete no le ha provocado daños en el crecimiento de los dientes.

Leave a Comment